Big Questions / Grandes Preguntas

¿Cómo crees que debería ser la escuela del futuro?

Dos profesoras de Francia visitaron a SOLE Colombia en septiembre 2019 y nos hicieron esta Gran Pregunta que llevamos reflexionando por años. La escuela del futuro ¿para qué será? ¿seguirá siendo un lugar físico? ¿enseñará? ¿tendrá profesores o contenidos? ¿será igual para todos?

El futuro es complejo y debemos actuar ya

Es decir, el futuro no sólo es incierto sino que si lo entendemos como un ser vivo tenemos que aceptar que no lo podemos controlar. Según Carlos Maldonado, científico de las ciencias de la complejidad, estamos en un momento de la historia en donde una civilización está en declive mientras otra emerge. La que está en declive es aquella de la educación industrializada, del crecimiento económico indefinido, de mantener el poder a toda costa, de las inequidades y exclusiones, de los Trumps, del fake-news, de los «¿cuál paro?», de todo está mal y nos vamos a morir. La que está emergiendo es la civilización que se preocupa por la vida, que baila con la vida, que hace que la vida florezca.

SOLE es parte de esta nueva civilización. Una que piensa en el aprendizaje de los sistemas vivos, que parte de los sistemas vivos, una que actua de manera sistémica, no lineal y permite que emerjan nuevas posibilidades, nuevas formas de vivir y compartir juntos. Una civilización que piensa, no en medidas planetarias sino cosmológicas (dejamos esta frase sin explicación, porque la sentimos aunque no la entendemos racionalmente del todo).

Este año ha sido uno agitado y complicado desde la política mundial a la nacional, desde la realidad ambiental a la económica, de la lucha por la equidad y la inclusión, hasta nuestros hogares. Pero esta nueva civilización ya está mostrando una conciencia que está actuando y transformando desde los gobiernos, las corporaciones, las formas de producir y consumir, de tratarnos entre nosotros y nuestro territorio. Ya sean los líderes sociales, los campesinos, los excombatientes, los migrantes venezolanos, las mujeres, los grupos étnicos, los estudiantes, los padres de familia, la población LGBT o todos los que no nos categorizamos pero participamos de este planeta, tenemos la capacidad de cambiar el mundo.

SOLE Colombia te invita

Por eso, para este fin de año 2019, queremos hacer una invitación. Una invitación a cambiarte, cambiar a otros, cambiar lo que crees que está mal, lo que crees que puede ser mejor. Desde lo que gastas y consumes en Navidad, hasta tu trato con tu familia, con tus amigos, con tu contexto. Desde SOLE Colombia, sabemos lo que es posible y de lo que somos capaces todos. Por tanto, en este fin de año te invitamos a este movimiento. Que tu también invites a otros a actuar. A no aceptar el «es que eso así y no hay nada que hacer». ¡Siempre hay algo que hacer!

Por eso, en este fin de año, seguimos de campaña. De campaña con nuestras Grandes Preguntas Incómodas en Instagram en contra de la deforestación y recolectando fondos para poder seguir actuando en 2020 con nuestro #YearEndCampaign en GlobalGiving quien estará haciendo matching a tus donaciones que hagas a nuestro proyecto de seguir llevando SOLE a toda Colombia, seguir dando respuestas a la pregunta de ¿Cómo crees que debería ser la escuela del futuro? O mejor y más importante ¿Cómo darle una paz duradera a Colombia?

Para… respira… piensa… y ¡ACTUA!

¡Gracias por apoyarnos!

Queremos agradecer muy especialmente a Claire y Coralie, las dos profesoras francesas y fundadoras de Asso Imago, que nos inspiraron con su pregunta y que nos permitieron compartirla con ustedes.